lo mejor está por llegar

Lo mejor está por llegar 12/07/2014

Ese es el lema de la campaña de abonos de la nueva temporada 2014/2015 del C.D. Tenerife. Una nueva temporada que empieza desde cero; con la satisfacción del objetivo cumplido la campaña pasada, que no era otro que la permanencia, y con caras nuevas que recargan una ilusión ya de por sí alkalina en la hinchada blanquiazul.

El nuevo curso trae, sin duda, nuevos objetivos y expectativas tanto para la plantilla como para el aficionado. Los objetivos de los jugadores y cuerpo técnico deben ser formulados conjuntamente. ¿Por qué?, primero porque incluyen creencias, expectativas, actitudes y, sobre todo, comportamientos individuales y grupales que influyen en el rendimiento. Segundo, porque todos estos aspectos afectan al esfuerzo y la implicación individual hacia esa meta común.

En un deporte de equipo como el fútbol deben existir objetivos de equipo, como por ejemplo conseguir la permanencia; pero también objetivos individuales: si eres un delantero meter 15 goles. Ambos objetivos deben ser concretos, medibles y realistas, pero con cierta dificultad. Además deben plantearse como mínimo a corto y medio plazo.

Otro punto importante es que, durante una temporada, tales objetivos pueden verse modificados según los resultados y las circunstancias de la competición; aspecto que ocurre con gran frecuencia en una liga de 42 jornadas, como la Liga Adelante. Es ahí donde se hace fundamental que el deportista interiorice dichos objetivos y se comprometa a poner todos sus recursos para lograrlos. Una plantilla flexible y capaz de adaptarse a las exigencias de sus metas tiene mucho ganado para terminar el curso con buen sabor de boca.

10001502_377341259074753_459879450_n

Como si de una plantilla profesional se tratara, la afición también se crea sus expectativas y sus objetivos respecto a la temporada que va a empezar. Ellos también ponen todos sus recursos, bien sea económicos como emocionales para alentar al equipo hacia la meta final. En este caso, el C.D. Tenerife tiene ya mucho ganado en esta temporada; no sólo por el apoyo inestimable que recibe año tras año, sino porque directamente cuenta con la mejor afición del mundo y en un Heliodoro que debe ser un fortín, la hinchada sueña con ver a su Tete peleando con los mejores, por esto mismo…

Lo mejor está por llegar.

@fran_batista_

Psicólogo Deportivo

Hacer un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos con * son obligatorios.